Acumular conocimientos en el cerebro lo fortalece para soportar mejor una lesión

Conoce al enemigo, conócete a ti mismo, y en cien batallas no correrás el menor peligro. 
                                                                                                                                                                                          Chang Yu

aprender-idiomas-agranda-cerebro

Una frase muy apropiada para el tema que les traemos el día hoy. Para nadie es un misterio que una persona mejor preparada, con más conocimiento, es mas apto para tener éxito que una persona cuyo conocimiento sobre un tema no es muy amplio. Pero al parecer el conocimiento que acumulamos a lo largo de nuestras vidas no solo cumple una función de asegurarnos el éxito en cualquier área en la que lo apliquemos si no que ser una persona inteligente tiene sus ventajas, ya que un cerebro más inteligente es un cerebro que tiene mas probabilidades de protegerse a sí mismo. Al parecer las personas con una mayor educación académica parecen tener más probabilidades de recuperarse de un traumatismo craneoencefálico moderado o severo, respecto a una persona con un nivel académico bajo.  Lo que sugiere que un cerebro mejor educado parece tener una “reserva cognitiva” lo cual juega un papel crucial en el  proceso de recuperación del paciente.

Así lo ha determinado una nueva investigación, llevada a cabo por el equipo de los doctores Eric B. Schneider y Robert D. Stevens, de la Escuela de Medicina de la Universidad Johns Hopkins en Baltimore, EE.UU. Al examinar 769 pacientes que padecieron un traumatismo craneoencefálico lo bastante grave como para ser ingresados en un hospital, permanecer un tiempo en él, y tener luego que acudir a un centro de rehabilitación.

Tras un seguimiento exhaustivo y revisar el estado de salud de los pacientes un año después de sufrir dicho traumatismo craneoencefálico, los investigadores comprobaron que aquellos pacientes que poseían los conocimientos equivalentes a por lo menos una carrera universitaria tuvieron siete veces más probabilidades de recuperarse del traumatismo y dejar atrás cualquier tipo de discapacidad o limitación neurológica, en comparación con aquellos pacientes quienes no terminaron la escuela secundaria.

A pesar de ser una novedad a nivel del trauma craneoencefálico, ya se había observado esta tendencia a nivel de otras enfermedades neurológicas como la enfermedad de Alzheimer, donde cada vez gana más relevancia el papel que cumple el nivel de la educación académica del paciente, tomándose como referencia, el nivel de conocimientos acumulados a lo largo de su vida, relacionándose a una disminución en el desarrollo de la enfermedad con una disminución progresiva del deterioro cuando el paciente padece la enfermedad o tiene un fuerte antecedente familiar.
Lo que sugiere que un cerebro más preparado, el cual ha acumulado una vasta cantidad de conocimiento aumenta su capacidad y robustez, haciendo una analogía a un musculo, un musculo cerebral, el cual es resistente a una atrofia progresiva, a expensas de la magnitud de la reserva cognitiva.
Aunque se desconoce su efecto en otras dolencias diferentes a la enfermedad de Alzheimer, sus implicaciones son enormes a nivel de la rehabilitación. Sin embargo a pesar de estas observaciones, se ignora por ahora cuáles son los mecanismos biológicos exactos subyacentes en el vínculo entre los años de esfuerzos académicos y la mejora en la recuperación tras un traumatismo craneoencefálico. De lo único que se tiene certeza es que las personas con mayor reserva cognitiva se recuperan de una lesión cerebral por una vía más eficaz lo que les permite recobrar toda su funcionalidad anterior, ya sea mediante la reconstrucción de la arquitectura previa o bien por la formación de arquitecturas alternativas en su cerebro que compensen la disminución impuesta por la lesión.

Mientras tanto, hasta que se esclarezca tales mecanismos, parece una buena idea que toda persona procure dedicar tiempo a aprender nuevas cosas, aunque sea de forma autodidacta. Ya que aparte de culturizarnos, podríamos estar fortaleciendo nuestro cerebro de una manera comparable a como un deportista mejora su cuerpo y sus músculos mediante el ejercicio físico.

Schneider EB, Sur Raymont. V, Duckworth J, Kowalski RG, Efron DT, Hui X, Selvarajah S, Hambridge HL, Steven RD et al Functional recovery after moderate to severe traumatic brain injury. Role for cognitive reserve. Neurology 2014 may6,82.1636 Epub 2014. april 23

Un comentario en “Acumular conocimientos en el cerebro lo fortalece para soportar mejor una lesión

  1. Pingback: Revelan los efectos positivos del ejercicio en el cerebro | Soma

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s